Aquí sí se puede

| 2016/07/15 | Comments (1)
CANDIDATO A LEHENDAKARI DE EH BILDU
AQUÍ SÍ SE PUEDE

Cuando, durante la noche electoral, escuché a los seguidores del Partido Popular, frente a su sede en Madrid, gritar «¡Sí se puede!», se abrieron paso en mi mente dos reflexiones. La primera, que el Estado español está muy lejos de poder democratizarse –había vuelto a ganar el partido de la corrupción y los recortes, el partido fundado por siete ministros franquistas…–. La segunda fue constatar, una vez más, que en las naciones sin Estado como Cataluña o Euskal Herria la voluntad democrática y democratizadora de su ciudadanía alcanzaba un enorme respaldo popular.

2016/07/15

Al salir de prisión, tuve ocasión de llamar la atención sobre cómo este Estado y las políticas de sus diferentes gobiernos nos han empobrecido, lastrados por una estructura socioeconómica decadente y sin futuro, inhibiendo no solo nuestras capacidades generadoras de riqueza, sino incluso imposibilitándonos el reparto más justo de la misma. Hoy quiero llamar la atención sobre el empobrecimiento cultural e intelectual al que nos someten unas élites económicas y políticas que solo conciben la cultura como negocio y la política como espectáculo e instrumento para el saqueo económico. Seguir soportando este estado de cosas no puede ser una alternativa para nosotros y nosotras, ni como país ni como personas.

Hoy, también, quiero poner en valor que el pueblo vasco, independientemente de sus diferentes ideologías y proyectos, ha sostenido históricamente una voluntad política diferenciada, significativamente reconocible con respecto a la de la sociedad española. Las últimas elecciones no han sido una excepción. El mandato democrático surgido de las urnas en el conjunto del Estado y en nuestras naciones es radicalmente distinto, incluso podríamos afirmar que es radicalmente opuesto. A medida que la crisis del modelo de la Transición se acrecienta, nuestra sociedad se muestra políticamente más divergente respecto a la de ese Estado. Esta afirmación no debe obviar que todavía amplios sectores de nuestro país siguen pensando que un cambio primero en la configuración política e institucional del Estado español es la condición imprescindible para un cambio también en nuestro propio país. Nuestros pobres resultados electorales son un fiel reflejo de lo que digo. Pero, ese cambio no se ha producido, y está muy lejos de poderse producir.

Frente a la realidad de este Estado, las potencialidades sociales y políticas de nuestro pueblo se han reforzado y desarrollado en muchos aspectos, aunque en muchos otros permanezcan limitadas o incluso amputadas por unas estructuras antidemocráticas creadas mediante la concertación entre unas élites económicas y políticas, que, al calor de la transición, hicieron de la unidad de España la clave de bóveda de su proyecto de dominación. Esta percepción divergente entre amplios sectores de la sociedad vasca sobre el origen mismo de la llamada «democracia española» es también una constante a la hora de valorar el relato histórico de los últimos años. El informe sobre la tortura realizado por el Gobierno de Lakua es otro ejemplo de lo que digo, y debería abrir las puertas a la construcción de un relato que se ajuste a la verdad y no a los deseos de determinadas élites políticas. Las decisiones estratégicas tomadas por el conjunto de la izquierda abertzale, incluido el cese de la violencia política, van en esa misma dirección. También la autocrítica sincera por el daño que nuestras acciones o nuestra parcialidad ética hayan podido generar a conciudadanos nuestros y, en general, a la sociedad. El esfuerzo conjunto por construir un país en el que todas las personas tengan garantizados todos sus derechos es vital para mejorar como sociedad. Ese escenario de justicia, paz y democracia requiere de un compromiso firme, acordado y sostenido entre las fuerzas vascas. En este terreno nosotros y nosotras prometemos responsabilidad, empatía y audacia.

Desgraciadamente, la historia reciente demuestra que el Estado español no tiene ningún interés en abordar nuestros problemas nacionales y sociales en términos democráticos. Es más, el Estado español ha demostrado que no es capaz de respetar nuestras propias decisiones, como ha ocurrido con las diversas iniciativas legislativas que sobre el fracking, la vivienda, u otros temas han sido aprobadas por los Parlamentos de nuestro país.

La victoria electoral del Régimen refuerza el esquema de que cualquier impulso democratizador tendrá sus únicos epicentros en Iruñea, Gasteiz y Barcelona, no en Madrid. Las dinámicas sociales y políticas no siguen los mapas de las carreteras «nacionales» de un Estado centralista como este, sino que responden a las luchas populares y a los acuerdos políticos de las realidades nacionales que, como la vasca o la catalana, tienen no solo un acentuado sentido de pertenencia, sino que además plantean con claridad proyectos sociales que sitúan a las mayorías en el centro de sus preocupaciones.

Consideramos que la nuestra es una sociedad que tiene valores progresistas, que tiene una conciencia feminista creciente, que tiene una conciencia clara sobre el desafío que representa el cambio climático y el consumo desenfrenado, y que además tiene la conciencia de que se debe garantizar la pervivencia y el desarrollo del euskara, y que todo ello exige un programa concreto de acción política, social, económica y cultural que se sitúe en el epicentro de las necesidades actuales y futuras de nuestro país. Queremos construir un Estado que cuide de su gente, del empleo, de la naturaleza, de la igualdad de género, de los derechos sociales; queremos un país que eleve el nivel cultural de su gente; queremos, en definitiva, reivindicar nuestro derecho a vivir en una República digna.

El camino que propongo no es sencillo ni está exento de graves obstáculos. La falta de sensibilidad que el Gobierno Vasco ha demostrado en el tema de los convenios colectivos con la mayoría sindical vasca o las reservas manifestadas por Podemos hacia las consultas organizadas por Gure Esku Dago van precisamente en la dirección contraria a lo que estoy planteando.
Pero más allá de las posiciones del PNV, Podemos o EH Bildu, necesitamos un compromiso que englobe además de a estos tres, al conjunto de agentes sociales, para sacar a nuestro pueblo de la situación de impasse en la que se encuentra, para que avance, para que se mueva, y quiero recalcar que es importante que eso lo hagamos de manera colectiva, situando la voluntad democrática y democratizadora de nuestro pueblo en el epicentro de toda la actividad política. Esta voluntad democrática radical que manifiesta nuestro país pasa, a mi modo de ver, por hacer frente a la urgencia de elaborar una hoja de ruta que comience a recuperar nuestra soberanía nacional y social. Esta voluntad democrática pasa, también, por abordar todas las cuestiones pendientes que en materia de convivencia democrática restan por solucionar, como es el caso de nuestros conciudadanos y conciudadanas presos, huidos o deportados.

Quiero hacerme eco, finalmente, de los sentimientos de decepción que he observado en nuestro pueblo por la impotencia y la frustración generada tras los resultados electorales en el Estado español. La evidencia de que el cambio no es posible se ha abierto paso y lo ha hecho, además, de manera transversal. A todos esos conciudadanos y conciudadanas me dirijo, para decirles que hay esperanza, que el cambio es posible, que el cambio es necesario y que ese cambio puede empezar a materializarse en las próximas elecciones de otoño. Porque aquí, en Euskal Herria, sí se puede, desde el soberanismo y la izquierda.

Tags: , ,

Category: Castellano, erreflexioak

About arnaldo: Arnaldo Otegi Mondragon 1958ko uztailaren 6an Elgoibarren (Gipuzkoa) jaiotako politikari abertzale eta marxista. Arnaldo Otegi Mondragon (Elgóibar, 6 de julio de 1958) es un político de ideología independentista vasca y marxista. Arnaldo Otegi Mondragón (born 6 July 1958) is a Basque politician and spokesman for the Abertzale Basque separatist party Batasuna. In October 2009 he was arrested again for attempting to put Batasuna back together. Arnaldo Otegi est un politique basque, militant indépendantiste basque. Il est le porte-parole de Batasuna. (6 juillet 1958 à Elgoibar). View author profile.

Comments (1)

Trackback URL | Comments RSS Feed

  1. sika says:

    Gabón Arnaldo
    Coincido contigo en multitud de aspectos, de hecho, creo que la gran mayoría de ellos responden no solo a la ideología que por definición uno siente y transmite sino que básicamente, responden al sentido común (que actualmente es mucho).
    Antes de entrar a debate sobre alguna de tus reflexiones quería trasladarte mi mas sincera admiración por la persona que eres y por lo que representas. Tu posición nunca ha sido fácil, pero soy de las que piensa que la dificultad refuerza y ayuda a crear las mejores obras (la historia lo demuestra).
    ‘Hemen hada posible’…baina…
    Si, claro que es posible,…Somos privilegiados.Tenemos peculiaridades históricas que así lo demuestran (en cuanto al territorio, cultura, historia, lingüística….) Tanto es así que incluso la C.E nos reconoce y nos premia con el acceso a diversas competencias que no se conceden a determinadas Comunidades Autónomas, además del Concierto economico…etc. Aunque tambien sabemos que la C.E no añadio nada que no quisiera añadir…y ademas lo codificado (sobre todo lo que respecta a derechos y libertades fundamentales) funciona como ‘meros principios’ en vez de derechos…pero este es otro debate.
    Como bien sabes el contexto historico es todo. Es obligatorio darle la importancia que reclama. La cuestion territorial referente al Pais Vasco, a nuestro Pais, es importante pero antes , a mi parecer, hay que dedicar especial atencion a otro factor que en este caso es determinante para iniciar el proyecto al que tanto tiempo has dedicado.
    Considero que el mejor momento para poder haber planteado esta iniciativa hace mucho que paso (alla por el 78….). Desgraciadamente el brazo militar estaba demasiado instaurado por lo que ninguna via (pacifica o no) podria haber prosperado….(daño, rencor por ambas partes…). Lo paradojico es que a dia de hoy y sin violencia seguimos igual y encima hay mas intereses politicos para seguir viviendo del pasado (mal asunto).
    Desde ese año hasta hoy el contexto historico es muy diferente. No podemos abordar en su integridad la problematica del derecho de autodeterminacion del P.V si solo tenemos en cuenta al gobierno estatal. Por supuesto que el gobierno central debe ser nuestro primer interlocutor pero no el ultimo, este es solo el primer escalon.
    Puesto que el gobierno central actual no esta por la labor de ningun debate y negociacion (lo que resulta nada novedoso), es un error pensar que de forma unilateral se deben tomar decisiones y que con ello se conseguira algo. Considero una perdida de tiempo y de energia esta estrategia. Cuando digo que el gobierno central es solo un primer escalon es porque actualmente hay mas escalones que hace 40 años y el principal se llama Europa. España es un estado miembro de la U.E y como el 26 paises mas. De estos 27 paises miembros solo 6 (y seran 5 depediendo de quien gobierne finalmente en el estado…) tienen al frente un ejecutivo…digamos ‘socialista o de izquierdas’. Digo esto, porque de estos 6 al menos 3 gobiernan en coaliccion con otros partidos minoritarios…por lo que no se podria decir que sean de ‘izquierdas’ en sentido estricto. El resto son basicamente conservadores o de ‘derechas’ y por ende neoliberales con lo que ello implica.
    Proyecto independentista: Via negociacion (necesariamente se necesitan 2 partes, nada ni nadie se ‘independiza’ de forma unilateral, va en contra del propio concepto ‘algo de separa de otro algo’). Queda demostrado de forma expresa que el gobierno actual no quiere atender esta cuestion.
    Solucion : es obligatorio un cambio de gobierno (simplemente para sentarse y negociar, lo que tampoco implica llegar a ningun acuerdo y aun menos un acuerdo positivo).
    Que es lo que gobernara finalmente en España?. Si gobierna lo mismo….?Si gobierna otra fuerza politica? y si esa otra fuerza politica gobierna en coaliccion…?
    Y si….da igual quien gobierne en España porque en ultima instancia quien tiene la ultima palabra es Europa???.
    A Europa le va a dar igual igual si el P.V es independiente o no…no se va a meter en esas cuestiones porque lo importante para las elites que manipulan Europa y el planeta es que practicamente toda Europa sigue un modelo…EL CAPITALISMO. Eso es lo verdaderamente importante…paises y sus gentes automatas…adormecidos….Llevan haciendolo desde hace mucho tiempo, la segunda guerra mundial fue un ejemplo de ello. Entonces el capitalismo era incipiente…arcaico…no se podia exterminar a la gente tan descaradamente…y la formula magica fue desarrollarlo de forma mas sutil con el objetivo de seguir haciendo lo mismo sin que la gente fuera consciente de ello. Asi que seguimos siendo esclavos (derechos y libertades fundamentales en papel mojado…paro, recortes salariales y rentas basicas insignificantes….) nos exterminan quitandonos la libertad de expresion y pensamiento (leyes educativas sin sentido o Ley Wert, Ley Mordaza, medios de comunicacion comprados…)vivimos en ‘democracia’ con leyes preparadas para que no lo sean (leyes electorales injustas, eleccion entre partidos igual de podridos y corruptos…). Y suma y sigue…
    La realidad es esta, y el modelo imperante es lo que no se puede obviar. Si Europa lleva a cabo finalmemte los acuerdos transnacionales (TTIP) con EE.UU cualquier decision que tomen sera vinculante y obligatoria para cada uno de los estados miembros (vayan o no en contra de los intereses de ese estado…puesto que su opinion no contará). Esto es el maximo exponente de una dictadura a nivel mundial. El capitalismo es la antitesis de lo humano, la mercancia y la econmia estan por encima de todo.
    Con independencia de que el P.V cumpliendo su proyecto de pais independiente fuera o no un estado miembro de la U.E….solo seria cuestion de tiempo.
    Por que desparecieron las empresas de nuestro territorio en regimen de cooperativa? porque todo lo de alrededor seguia el modelo capitalista..y el modelo capitalista engullo este regimen de autogobierno.
    Si hubiera una inundacion a nivel planetario….crees que se podria salvar el P.V poniendo algun muro..???
    Creo que lo prioritario es independizarse del capitalismo porque solo asi se podra plantear un proyecto de independencia eficaz de nuestro territorio que perdure en el tiempo. Cualquier otra opcion es solo un desgaste innecesario.

Leave a Reply




If you want a picture to show with your comment, go get a Gravatar.